16/10/13

'Tú lo escuchas todo procesado en forma de música y en ningún momento piensas que detrás de cada puta letra hay una lágrima.'

Me siento pequeña, frágil, vulnerable.
Aparento ser de hierro, pero estoy hecha de cristal.
Siento que no le importo a nadie.
Y que de importarle a alguien no se molestan en hacérmelo notar.
Entonces es como si no importara.
Hay batallas que tengo que luchar sola. Porque nadie más lucha conmigo.
Y son batallas contra mí.
Soy yo contra mi misma.
¿Cual es la salida?
Es un combate a morir.
Lo único que quiero es alguien que compense las ostias, las carencias, las noches de insomnio, las cicatrices.
Alguien que sepa poner tiritas, parches, vendas.
Alguien que bese las heridas, y que haga que cicatricen después.
Alguien que llene tus carencias de caricias, y que haga de las noches de insomnio por las voces noches de insomnio sobre su cuerpo. No sé.
Necesito algo bueno.
Algo a lo que aferrarme.
Pero yo sola ya no lo encuentro.
La vida me vence.
Y yo me consumo.
Cada día queda menos de mí.
La depresión ya no es una sombra en mi carácter, es todo lo que soy.
Y el hecho de que me digan que lo veo todo negro no va a aclarar las dudas ni el futuro.
Necesito alguien que compense.
Ya sabes, alguien que esté ahí antes de que cojas la cuchilla y que siga después sea cual sea el resultado.
Alguien que esté, que quiera y que sepa estar.
El problema es que la gente deja más rotos y descosidos de los que arregla.
Y yo no estoy dispuesta a romperme más.
Porque estoy desecha.
Entonces la solución sería aislarme, huir, evadirme, de todo. De ellos. Y quedarme a solas conmigo misma. Lo cual lo empeoraría todo hasta llegar al punto en el que sea yo misma la que acabe conmigo. Aunque en realidad no sea yo.
La otra solución sería dejar que la vida siga su curso. Que la gente entre, cause sus daños, que le de sentido a tu vida durante algunos años y se largue. El problema es que ya no me lo puedo permitir. Sé que la próxima herida, sea tan insignificante como para no quedar reflejada en la piel va a ser una herida mortal. Hasta un roce me deja marca.
¿Entonces? Sin salida.
Sola.
Perdida.
Agotada.
Herida,
Hundida.
Esta. Es mi 'vida'.
Att: Carla♥

No hay comentarios:

Publicar un comentario